Ponte en forma mientras trabajas

Realmente queremos hacer deporte, ponernos en forma, estar sanos. Pero no hay tiempo. Nos pasamos muchas horas en la oficina y cuando llegamos a casa nos quedan infinidad de tareas por realizar. Además, necesitamos dedicar tiempo a la familia, a los amigos y, por supuesto, a nosotros mismos. Por muy importante y necesario que sea llevar una vida activa en cuanto al deporte se refiere, las agendas de algunos están tan apretadas que el ejercicio físico no puede ser considerado una prioridad.

Aunque siempre es recomendable pararse a respirar unos segundos, olvidarse del estrés e intentar trazar un plan para hacer algo de deporte, hoy te traemos una alternativa que puede serte útil durante un tiempo: ejercicios que puedes hacer mientras trabajas. Sí, en la oficina, en tu mesa, sin que nadie se de cuenta. No hace falta que saltes del escritorio y te pongas a hacer abdominales y flexiones, sino que con unos cuantos movimientos que puedes disimular bajo la mesa podrás mantenerte mínimamente en forma.

 

1. Levantamiento de piernas

Estando sentado en una silla más o menos alta, estira una pierna delante de ti. Mantenla recta y levántala hasta formar un ángulo de unos 120 grados. Flexiona el pie procurando que los dedos miren lo máximo hacia arriba. Después, dobla la rodilla, subiendo y bajando la parte inferior de la pierna desde esa misma posición. Haz 30 repeticiones.

rutina ejercicios oficina

 

2. Giros oblicuos

Si trabajas en una silla giratoria este ejercicio será perfecto para ti. Sube los pies, procurando que queden a al menos un palmo del suelo, y mantén los hombros rectos. Sin tocar el suelo, únicamente impulsándote con la fuerza de la cintura, intenta hacer girar la silla. Deberías sentir presión en la zona abdominal. Impúlsate 20 veces hacia la izquierda y 20 hacia la derecha.

rutina ejercicios oficina

 

3. Ejercicios de Kegel

Este tipo de ejercicios puede ser muy útil para aquellas que están esperando un bebé o que hace poco que lo han tenido. Ayudan a fortalecer la zona pélvica, contribuyen a mejorar la postura y la digestión e incluso son favorecedores para la vida amorosa. Su realización es muy sencilla: basta con imaginarse que se tienen ganas de orinar y apretar los músculos del piso pélvico. Deberías sentir presión en el coxis y en los abdominales inferiores. Mantén la fuerza entre 10 y 30 segundos, para un poco y repite. Puedes pasarte así todo el día.

rutina ejercicios oficina

 

4. La balanza

Cada vez que te levantes de la silla intenta hacerlo apoyándote en una sola pierna. Cuando te pongas de pie no eches a andar directamente: aguanta unos 10 segundos con una sola pierna en el suelo y balancéate antes de dirigirte a tu destino. Y… ¡lo mismo cuando vuelvas a sentarte! Procura quedarte sobre una sola pierna antes de dejarte caer en la silla, balanceándote 10 segundos más hasta quedar sentado. ¡Intenta trabajar las dos piernas por igual!

 

5. Fuerza en la parte interna del muslo

No necesitas material exclusivo para conseguir unos muslos de escándalo: puedes obtenerlos usando una almohada, una toalla, un trozo de papel o incluso sin nada. Siéntate en la silla con la espalda recta, junta los pies bajo la mesa y aprieta las rodillas la una contra la otra. Si entre las piernas pones la toalla, la almohada, el trozo de papel o lo que quieras, tendrás que hacer más presión y no te darás directamente en las rodillas. El truco es intentar aplastar el objeto. Haz fuerza al máximo durante unos 15 segundos, para 5 y vuelve a la carga: así unas 30 veces. No te preocupes si no tienes nada para usar: el ejercicio es igualmente efectivo, sólo un poco más incómodo.

 

6. Estiramiento de la cadera y parte baja de la espalda

Siéntate poniendo el talón de una pierna sobre el muslo de la otra (como muchos hombres suelen sentarse) e inclínate lentamente hacia adelante. Deberías sentir cómo se estiran tus caderas y la parte baja de la espalda.

 

rutina de ejercicios para el trabajo

Estos sencillos trucos te ayudarán a sentirte mejor y a empezar a ponerte en forma, pero recuerda que hacer deporte es muy importante y que deberíamos poder sacar tiempo para ello. En la medida que puedas, busca unos minutos al día para ejercitar tu cuerpo y así llevar una vida más saludable y feliz.

Cargando comentarios de Facebook...